PYMEs y Cadenas Globales de Suministro

¿Qué impacto tienen las Cadenas Globales de Suministro en las PYMEs?

En primer lugar es clave conocer que la actividad comercial mundial se concentra en un porcentaje bajo de empresas. En la Unión Europea, el 5% del total de las empresas concentra el 70% de las exportaciones. Similares cifras se encuentra EE.UU.  En España, tan solo 479 empresas (existen más de 3 millones), concentraron en 2010 el 57% de las exportaciones. Los porcentajes sobre importación de mercancías y servicios, son parejos.

Las PYMEs tienen, hoy por hoy, mejores oportunidades para intervenir directamente en los mercados mundiales. Los datos nos dicen que el espectacular incremento del comercio internacional las ultimas décadas, aún está lejos de  llegar a las PYMEs. Las PYMEs, pueden aportar un conocimiento, flexibilidad y adaptabilidad, sobre mercados concretos, muy útiles en las Cadenas Globales de Suministro, en las que participan organizaciones que luchan por tener una presencia mundial.

Para que una PYME se incorpore a una Cadena Global de Suministro, en primer lugar debe conocer qué aportación de valor hace. No a la empresa que le “subcontrata”, si no al consumidor final.  Por tanto tiene que abandonar el viejo planteamiento, muy extendido en materia internacional, “Ship and forget”.

ESTRATEGIA DE INTERNACIONALIZACIÓN

La incorporación a una Cadena Global de Suministro es una forma bastante lógica de internacionalización para una PYME. Ésta, nada tiene que ver con los modelos de internacionalización basados en “empresas tractoras”. Permite a la PYME experta, avanzada tecnológicamente e innovadora, explotar estas virtudes, en beneficio de un consumidor final, al que de otra manera prácticamente jamas llegaría.

El conocimiento que obtenga de su participación en la cadena, le facilitará el crecimiento cualitativo o dicho de otro modo, su competitividad mundial, no solo local.

Este enfoque requiere superar una conceptualización de la internacionalización como la mera exportación o implantación en el exterior. Requiere una visión global del mercado sí, pero en una estrategia basada en nuestra entrada en una Cadena Global de Suministro. El foco está en la aportación de valor al consumidor final y las capacidades de la organización para participar como elemento que de esta cadena.

OTRA ESTRATEGIA ES POSIBLE

La PYME que elija este camino, no tendrá que realizar ningún sesudo análisis relativo al país y mercado de destino. No necesita valorar el modelo de distribución o la competencia. No tendrá que  dedicar un céntimo de euro a estas cuestiones. De hecho se va a ahorrar casi todos los pasos que habitualmente nos encontramos en los manuales de internacionalización.

Por contra tendrá que cuidar e invertir en su imagen, sus capacidades de relación y comunicación. Sus capacidades de integración en equipos multilocalizados y multiculturales. La flexibilidad con la que afronta los proyectos. La capacidad adaptación, proactividad, gestión del conocimiento e innovación. Deberá desarrollar un conocimiento exhaustivo de las reglas que rigen en el comercio internacional.

La PYME que aborde su internacionalización por esta vía deberá concentrar sus esfuerzos en la capacitación de las personas. En su capacidad de colaborar como organización, y así, puede ser que llegue a estar posicionada, a “vender” en cada rincón de este planeta y seguir siendo una PYME.

La tendencia habitual al plantearnos la internacionalización es pensar en como podemos “exportar” (en este sentido se insiste machaconamente desde el ámbito institucional) y cómo lo podemos hacer por nosotros mismos. Con esta estrategia fracasaremos, como ocurre, según los datos demuestran, en una gran mayoría de los casos. En esta estrategia habremos invertido (y perdido) dinero y tiempo. En algunos casos mucho dinero y mucho tiempo.

Puede ser hora de plantearse otra estrategia ¿no?

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.